*****

El loco que está leyendo la guía de teléfonos.

-¿Qué te pasa amigo? -Nada, es que me he dado cuenta de que la vida es como un moco: intragable, dura y a veces no te deja respirar


 

El loco que está leyendo la guía de teléfonos.
¿Qué tal está ese libro? Le pregunta el compañero de habitación.
Muy entretenido, lo que pasa es que me pierdo con tantos personajes


 

Dos locos están planeando escapar del manicomio.
– “Si la pared es baja la saltamos, ¿vale? Y si la pared es muy alta pues cavamos un hoyo.
-¡¡Ok, entendido!! ?
Y se van a escapar. A las tres horas vuelven muy tristes y otro loco les pregunta:
– Oye, ¿¿no os ibais a escapar??
– Sí, pero no se podía. ¡¡NO HABÍA PARED!!

Opina

*